martes, 11 de diciembre de 2012

V Curso 2012-13: Iñaki Gabilondo, el coloquio


Aplausos del público que siguió en pie la charla. 
El coloquio

Iñaki Gabilondo: "Los derechos no se conservan solos, hay que defenderlos”

"No podemos permitir que se empiece a echar balones fuera del Estado social. Que la gente se defienda como pueda”
“A los alemanes les estaba pareciendo muy bien prestarnos el dinero para ese tipo de pitorreo; ahora se lo debemos y resulta que somos unos golfos"
"Nos da miedo perder lo que hemos podido tener, poco o mucho; porque se nos ha llenado el cerebro de mantequilla y porque nos hemos hecho insolidarios”


E.C.

Enlace Conferencia II

Reportaje gráfico de José Antonio Romero y Pilar Román
Tras la charla de Iñaki Gabilondo, se desarrolló un interesante coloquio. Estas son las intervenciones:

Pregunta. El día antes de las elecciones generales de noviembre pasado dijiste que el domingo elegíamos al siervo del amo. Me pareció bastante correcto. Me gustaría saber tu opinión sobre cómo lo está haciendo el siervo y cómo se está comportando con respecto a su amo y como se está comportando el amo respecto a los ciudadanos, pues en realidad le estamos sirviendo a él.
Iñaki: Sinceramente, aunque tengo muy clara esa condición de que estamos eligiendo al siervo del amo, porque finalmente es el amo quien manda, y estamos comprobando que el que creemos que manda no puede sino obedecer al siervo… En fin, por ahí podría resultar bastante tentador decir cosas fuertes...




Me apetece insistir más en otra idea: hoy no se puede, pero en algún momento tendrá que reconstruirse el pacto social, porque se ha muerto. En algún momento se tendrá que reconstruir el pacto del reencuentro de la sociedad con la política, para que podamos, en fin, tener esperanza de defender juntos nuestros derechos y nuestras posiciones.
Representantes de otros
Por el momento, nuestros representantes están actuando mucho más como representantes de otros que como representantes nuestros. Yo no me siento tan representado por los que nos mandan, como supongo que pueden sentirse representados el Bundesbank, por ejemplo, y los grandes poderes. Me parece que es así.
Pero no quisiera tampoco dar un repaso demasiado directo a personas, porque creo que este es un fenómeno que esta ocurriendo en el mundo. Estamos todos dirigiéndonos en esa dirección. Incluso casi, casi no es muy fácil eludirlo. Pero me gustaría tener claridad y lucidez en esto.
No creo que en este momento Mariano Rajoy esté pensando tanto en nuestros problemas como en los resultados de los esfuerzos que tiene que acreditar en los exámenes a los que se ve sometido en Europa. Me da esa sensación y creo que no es fácil ahora el escape. Pero en algún momento tendremos que escapar.

La sonrisa mezquina de Draghi
Pregunta: Buenas noches Iñaki. El otro día, en el periódico había una foto en la que se veía reflejada una sonrisa como mezquina del señor Draghi (Mario, presidente del Banco Central Europeo, BCE) y la señora Christine Lagarde (Directora gerente del Fondo Monetario Internacional, FMI). Decía el comentario del periódico que se podía ir al WC. Esa situación que ocupan estos políticos, que han sido colocados en esos puestos por esas personas que tienen el poder, en qué posición nos deja a los ciudadanos.
Iñaki: Bueno, forman parte de esa arquitectura que mencionaba antes. Es la que ahora mismo nos recoge. Ahora mismo, no veo manera de evitarlo. Me parece suficiente ver con claridad cual es el caso y cual es la circunstancia.Ya que mencionaba usted a Draghi, me parece muy interesante otra cosa: Draghi, presidente del Banco Central Europeo, se supone que es un hombre autónomo. El Banco Central Europeo es autónomo. Es más, cuando se le piden cosas a Draghi, dice, eh, cuidado, que a nadie se le ocurra decirle al BCE lo que tiene que hacer, porque el Banco es absolutamente autónomo.
A todo correr
Pero hace unos días, Draghi se fue a todo correr al parlamento alemán para pedir permiso para hacer una cosa que le está pidiendo España e Italia que haga. Se trata de los bonos, que Draghi cree que puede emitir. Pero, con todo lo independiente que es, no se atreve a hacerlo si previamente no le da permiso el Parlamento alemán.
Un parlamento alemán que seguramente le daría permiso. Lo que pasa es que no se lo da el Bundesbank (banco central alemán).
Quiero decir por eso que estas visitas les colocan a todos en su sitio. Ya sé que, a lo mejor, Draghi lo ve más claro que nosotros. Al fin y el cabo, es el que tiene el juego en el que se encuentra con Angela Merkel y Christine Lagarde. Esa es la realidad.
Nosotros le decimos aquí a nuestro presidente del Gobierno que el paro es un gran problema. Pero nuestro presidente está en este momento soportando, seguramente sin ninguna alegría, que haya 1.7 millones de hogares en los que no entra ningún ingreso, y parece que no hace nada. Porque él está viendo cómo se juega allí donde lo están examinando. No estoy diciendo al presidente del Gobierno ¡hay que ver cómo es usted! Sino cómo es el juego.
Lo que yo quiero es que tengamos lucidez de cómo es el juego y luego que cada cual llegue a la conclusión que le de la gana. Pero eso es un hecho objetivo. Eso es así.
¿Qué tiene el parlamento alemán?
Como dije antes, cuando Draghi, al que le estaban pidiendo que actuara de determinada manera en favor de las economías del sur de Europa, y él estaba en condiciones teóricamente de tomar una decisión que parecía que quería tomar, se fue corriendo al parlamento alemán. Eso fue la semana pasada, no hace 100 años. Esa es la situación.
¿Y qué le pasa al parlamento alemán? ¿Qué tiene el parlamento alemán que no tengamos nosotros?, Que allí están nuestro acreedores. Esa es una idea en la que insisto mucho. Que allí están nuestros acreedores, que están allí las personas que nos prestan el dinero.
Y también es un poquito cómico que estos señores digan estos del sur, tan golfos y tan jacarandosos, a los que les gusta mucho el cachondeo…Pero, oiga, perdone, les podemos contestar, nosotros hemos hecho muchas de esas cosas que ustedes nos reprochan con el dinero que ustedes nos estaban prestando.
Al parecer, les estaba pareciendo muy bien prestarnos el dinero para ese tipo de pitorreo mientras nos lo estaban prestando. Ahora se lo debemos, eh, y resulta que somos unos golfos por haber hecho lo que ustedes nos ayudaron a hacer con el dinero que nos prestaban.
Pongo esto como ejemplo, aunque no quiero caer en el maniqueísmo de los alemanes buenos y los españoles malos. No quiero caer en eso, sino en la fotografía de la situación: el mundo de deudores y de consumidores produce una realidad en la cual el poder lo tiene el acreedor, ya está. Y como nosotros somos básicamente los deudores, y ahí están los acreedores, pues ya está.
China el gran acreedor de Estados Unidos
El que tiene en estos momentos un poder formidable es China, porque es el gran acreedor de los Estados Unidos.
Los Estados Unidos tienen el doble de los problemas de Europa. Lo que pasa es que tiene unas capacidades de maniobra que nosotros no tenemos, y muchas cosas más. Pero como los chinos pasaran al cobro en este momento todo los que le deben los americanos…
Eso es lo que nos pasa a nosotros con Alemania. No es que a Alemania le haya dado un ataque de no sé qué. Es que los alemanes miran a España y solo ven gente que nos debe dinero; Grecia, gente que nos debe dinero… Y además, gente que nos ha pedido dinero para pasárselo muy bien, mientras nosotros estábamos aquí apretando las tuercas…
¿En todo este recorrido, qué está pasando? Que nuestro modelo de Estado del bienestar, construido con ese pensamiento altruista después de la II Guerra Mundial, un poco precavido además ante la presencia del comunismo, un modelo que era referencia mundial de una manera de entender la sociedad, lo estamos tirando por la borda.
Sé que es muy difícil que este vaso que se hace en este pueblo, si tiene que competir con otro vaso igual que se haga en Vietnam, se encuentra con el problema de que en Vietnam lo están haciendo chicos que están trabajando 20 horas diarias por la cuarta parte de salario y sin derechos y pueden venderlo a la cuarta parte del precio que nosotros.
Desventaja del Estado social
Eso nos pone en una situación de desventaja. En el mundo global, es cierto que nuestro Estado social tiene esa desventaja. Pero nuestro Estado social es el rasgo que define a Europa y tenemos que defenderlo para ser el faro que se proyecta sobre el mundo.
Tenemos que intentar defender esa baza, porque el Estado social convierte a Europa en un lugar único en el mundo. El lugar, el mundo occidental, en el que se inventó un modelo según el cual el progreso, el desarrollo, la prosperidad estaban acompañados de un respeto al hombre y a su dignidad en los mínimos posibles.
Eso es lo que hay que tener claro y no se puede caer en las trampas. Decir, es que no nos llega el dinero para la Ley de Dependencia… ¿y usted, cómo sabe que el dinero que no le llega es para la Ley de Dependencia? Porque el dinero que tiene usted aquí, cinco millones de pesetas y usted no sabe para qué no le llega. Usted marca las prioridades y entonces no le llega al que no le llega. ¿Pero como sabe usted que es a la Ley de Dependencia a la que no le llega?
Porque si usted, por ejemplo, hubiera decidido que la primera prioridad es atender el estado de la Dependencia, al que no le llegaría sería a otra cosa, pero a la Dependencia sí.
¿Entiende lo que digo? No, es que no nos llega para tal cosa. Pero usted cómo sabe que ese dinero es para esa cosa a la que no le llega. Usted es el que reparte sus prioridades y determina a qué le llega y a qué no le llega.
Plegar velas
En este momento, hemos decidido que a lo que no le llega es a cosas relacionadas con el Estado del bienestar y eso me parece peligroso. Aunque pueda, naturalmente entender, como todos, que si en las épocas más prosperas hemos soñado con un Estado del bienestar totalmente expansivo, a lo mejor hemos de plegar velas.
Siempre digo que hay una gran diferencia entre plegar velas y quemar las naves. Plegar velas, se pueden plegar. Pero sabiendo que el Estado social de derecho es nuestro rasgo y no podemos permitir su deterioro. Que, de repente, la educación pública, pues ya no se si importa tanto; la sanidad pública, si, pero con gestión privada y tal.
No podemos permitir que se empiece a echar balones fuera del Estado social, como tratando de decir, bueno, ese fue un tiempo de ingenuidad naif que, naturalmente con la lógica de la gente de negocios en la que nos hemos convertido todos, pues es un poco tonterías. Que la gente se defienda como pueda.
Pues no era esa la idea con la que se construyó el sueño de un continente que podía brindarle al mundo una formula en la cual la locura del dinero desatado podría estar neutralizada con unos parámetros de respeto a la gente.
Ahora mismo, nosotros no estamos en condiciones de soñar con proyectar al mundo ese Estado del bienestar, porque es mucho más fácil que nos ahogue el mundo sin derechos que viene, mucho más fácil que el que nosotros impartamos un poco de nuestras sabidurías en materia de derechos al mundo. Nos ha tocado vivir en un momento de enorme transición. Estamos ahora en ese juego y en ese viaje están librándose esas batallas.

Rafael Cabanillas
  
Cambiar el modelo ideológico
Rafael Cabanillas. Buenas noches, Iñaki. Es un placer y un orgullo tenerte en esta tierra…
Iñaki: Es un placer para mi, muchas gracias…
Rafael Cabanillas … además de agradecer tu claridad expositiva sobre los problemas a nivel internacional y nacional. Circunscribiéndonos a España, donde lo estamos pasando fatal, has hablado de economía y has hecho una reflexión sobre la necesidad de volver al ser humano. En ese sentido, ¿qué opinión te merece la perversión de aprovecharse de la crisis económica para cambiar el modelo ideológico y el modelo social?
Iñaki: Creo que eso se ha deducido un poco de mi reflexión. Porque si determinamos que el dinero es el valor, y el dinero marca el paso, y el ser humano va como pueda detrás de esa prioridad, naturalmente las crisis son las situaciones ideales para ir haciendo este tipo de desajustes.
Había un cura en Vizcaya en el año cincuenta y tantos que creó la Cooperativa Mondragón. Una cooperativa que ahora está pasando también la crisis, pero la Cooperativa Mondragón es posiblemente la cooperativa más exitosa de Europa. Tiene fama por ser una cooperativa de gran importancia internacional. El éxito de esta cooperativa ha tenido una gran repercusión mundial. Y todo esto lo alumbró un curita vizcaíno que fue a Mondragón y la puso en marcha.
El cura tenía una idea que la resumía así, y cada vez que la leo, me da la risa porque dice … “No, yo esto de la economía… aquí sólo hay dos maneras: o lo que importa es el dinero y buscamos hombres para conseguir más dinero, o lo que importan son los hombres y buscamos dinero para que les vaya mejor a los hombres… Mire, esto es lo que yo entiendo. ¿Sabe? Entonces, vamos a hacer una cosa para los hombres y vamos a buscar dinero para que les vaya mejor a los hombres. Comprendo que es plano, plano como una gota de agua o una nota musical pin…
Elementos contables
En el fondo, lo que está pasando con el dinero como prioridad es que todos estos otros elementos que ahora estamos considerando (sanidad, educación…), son sólo elementos contables. Hemos entrado en esa lógica y participamos de esa lógica. ¿No podemos sostener esto?, bueno, pues aquello tampoco...
Pero se pueden mantener o no las cosas en función de criterios previos que hemos podido determinar.
Si yo he decidido que mis hijos van a estudiar en el extranjero, porque he tomado la decisión y porque quisiera que estudiaran en el extranjero, pues lo tengo metido en la cabeza desde crio, y me ha parecido que era lo ideal, y bla bla bla bla bla, en mis cálculos económicos lo de ir al extranjero tendrá un determinado lugar en nuestra casa, que a lo mejor no lo tiene en la casa de Román. Las cosas depended de tus prioridades de vida.
Lo que quiero señalar es que, en la lógica que vivimos, nos parece de lo más natural que se anden pelando árboles y ramas por todas las esquinas, aunque vayan cayendo por el camino los derechos, porque no es en este momento la preocupación que nos acucia. Si fuera una preocupación que nos acuciara, entonces no pasaría eso. Es lo que quiero decir.
Orden de prioridades
tienes una familia y organizas tus contabilidades en función de tus criterios de vida. Y si en tus criterios de vida marcas un orden de prioridades, y dices: ¡a mis padres no les va a faltar nada, ahora que son mayores!, entonces organizas tu vida de acuerdo con el principio que has establecido de que a tus padres no les va a faltar de nada, porque ahora son mayores.
Eso es lo que hay que decir. Las cosas salen en función del mecanismo argumental que tú has convertido en un planteamiento de vida.
Como, en este momento, el hombre y sus vicisitudes no están en el centro de nuestra preocupación, puesto que estamos viviendo en el mundo global una especie de competición puramente económica y financiera, como estamos metidos ahí y ahí vivimos con lógica ese territorio, pues con esa lógica se nos caen por el camino las cosas. Y como muy bien dice la persona que ha preguntado, de la que no conozco su nombre, y con la que estoy completamente de acuerdo, naturalmente que son los momentos ideales para, de paso, quitar lo que no se puede y un poquito más que a lo mejor no se podría, pero que ya que estamos en estas, vamos a ver si aprovechamos para cambiar el modelo social.
Pues sí, porque hay gente pues no cree en la educación pública y prefiere la educación privada. Yo no, pero otro puede creer que sí, y me parece muy bien. Pero las circunstancias que se están viviendo nos permiten comprobar cómo, aprovechando que el Pisuerga pasa por Valladolid, se hacen también determinados tipos de aproximaciones de las aguas a determinados molinos, con lo que el Estado de derecho, el Estado social y el Estado del bienestar se nos van a quedar en el chasis, ¿no?

Emilia, primera por la izquierda, pregunta a Iñaki
  
No somos muertos de hambre
Emilia. Hola, buenas noches, soy Emilia. Efectivamente, hay una deshumanización increíble, que es lo que más me importa a mí de la conferencia que nos has dado. Lo que pasa es que estamos muy asustados, porque somos de ese grupo de gente que no somos pobres, que no estamos muertos de hambre, pero a los que nos da un poquito miedo no poder seguir para arriba.
Fíjate, en Manzanares tenemos un hospital público, que se quiere privatizar. Muchos hemos salido a la calle para decir que eso no podía ser, que no queríamos renunciar a la sanidad pública, que la creíamos importante. Bueno, pues nos ha denunciado la policía. A mí concretamente no, pero ha habido gente que la han denunciado. Incluso, gentes del pueblo discutían unos con otros, y algunos decían: ¡pues que se habrán creído! (los que se manifestaban). O sea, los trabajadores no tenemos mentalidad de unidad, de que no nos tienen por qué callar. Porque, ahí están las manifestaciones que se están haciendo en la Puerta del Sol de Madrid y la cantidad de gente que están deteniendo, que no es incompatible con que haya cuatro bandidos, que siempre los hay, que cometen atrocidades. La pregunta esta: ¿qué podemos hacer para que no se nos duerma la voz?
Defender los derechos
Iñaki: Yo no podría, no me podría atrever yo a… (Interrupción por fuertes aplausos a Emilia)… No tengo la respuesta, y además no debería tener la respuesta. El planteamiento de una persona en mis circunstancias exponer las cosas con sinceridad, pero que cada cual llegue a sus propias conclusiones para evitar mal entendidos o convertir las cosas en arengas, cosa que yo no quisiera.
Lo que creo es que los derechos tienen que ser defendidos, porque los derechos no se conservan solos. Los derechos son una cosa que tarda uno en descubrir, pero pueden aparecer y pueden desaparecer. No se conservan solos, los derechos hay que defenderlos.
Todos los derechos se han conquistado luchando. Las vacaciones de verano que tenemos ahora no se tenían antes de que se empezaran a tener y se empezaron a tener no porque a alguien le diera un ataque de filantropía. No trabajar los domingos o que no trabajen los niños de ocho años, cosas que se dejaron de hacer, pero que antes se hacían y se dejaron de hacer no porque le dio a nadie un ataque de filantropía … Estamos hablando de las batallas del hombre y sus derechos son batallas, que cada uno sabe como las tiene que librar…
¿Por qué estamos asustados?
Emilia: …pero estamos perdiendo cantidad de cosas. Y yo digo, bueno, ¿pero qué nos pasa, por qué estamos tan asustados? ¿Por conservar eso que tenemos…?
Iñaki: Porque hemos tenido una racha de prosperidad; porque nos da miedo perder lo que hemos podido tener, que, poco o mucho, lo tenemos; porque se nos ha llenado el cerebro de mantequilla y porque nos hemos hecho insolidarios.
Emilia: Bueno pues yo le pido, como personaje público que eres, que por favor nos eches una mano a los que no tenemos tanto poder de convocatoria.

Cuando fuimos los mejores
Pregunta. Buenas noches. Nos pasamos el día identificando a los malos, ¿no? Sabemos quiénes son los malos, cómo actúan. Hacemos análisis de ese tipo. Pero también conviene preguntarse ¿por qué no se escucha a los que son buenos o por qué no han sabido coger, en un determinado momento, el poder, o si lo han cogido, por qué han hecho lo que han hecho?
Porque, recordando la canción de Loquillo Cuando fuimos los mejores, en este país hemos tenido un imperio mediático bastante importante que ha podido hacer las cosas. Y ha podido denunciar ciertas cosas que se estaban haciendo. Y en un momento determinado, como ahora, cuando la tormenta está cayendo, también podría ser un ejemplo de cómo hacer las cosas. Me refiero al ERE (expediente de regulación de empleo) de El País, no porque haya tenido pérdidas, sino porque no ha crecido según las previsiones. Ha habido ciento y no se cuantos periodistas que se van a quedar en paro, entre ellos Enric González, uno de los que ha dicho basta. Me gustaría saber tu posición acerca de este planteamiento.
Una fuerte tensión
Iñaki: Yo no estoy en el diario El País. Nunca he estado en el periódico. Y sí, se está viviendo una situación de esa naturaleza y está habiendo voces críticas. Has citado a Enric González. Y te podría añadir Maruja Torres, te podría decir Joaquín Estefanía,… Se esta viviendo ahora una muy fuerte tensión. Bien es una de las historias que se está produciendo muy cerca de nuestras narices. Y no puedo decir nada más. Es una batalla con un pulso muy duro y que no se cómo va a acabar.
No conozco todos los detalles de la situación, pero el periódico, como todos los periódicos del mundo, está viviendo una crisis muy fuerte. No conozco los datos para saber si era necesario o no era necesario ese ERE, si es excesivo o no es excesivo. Lo único que puedo decir es que los compañeros, que son muchos de ellos extraordinarios periodistas y muy acreditados, dicen que es excesivo, dicen que no lo pueden entender. Es lo único que puedo decir. No he estado nunca en El País, vamos no se ir con el coche a El País.
Conozco el asunto, pero no conozco los detalles. La empresa dice que no puede resistir los actuales juegos, los compañeros, hasta los más sensibilizados, hasta los que creen que efectivamente hay que actuar de determinada manera, creen que las decisiones son absolutamente excesivas y fuera de lugar. Lo único que puedo hacer es consignar esto.
Mercedes Cantalejo pregunta a Iñaki
Democracia ingobernable
Mercedes Cantalejo. Buenas noches. Quiero añadir unos datos que creo son bastantes significativos y que enlazan con la perdida de la democracia. Uno de ellos es el Memorándum Powell, del año 1971, de Estados Unidos para la Cámara de Comercio en el cual se hablaba del peligro que tenía la ley de libre empresa norteamericana y de las medidas que tenían que tomar en contra. Convendría que, si está en Internet, la gente lo lea para conocer el otro punto de vista contra el comunismo, que se ha desplazado al otro extremo, que es el neoliberalismo, que es el pensamiento con el que estamos viviendo hoy. (8)
Y otro dato es del año 1975, éste de la Comisión Trilateral, que realiza otro informe sobre como la democracia se está haciendo ingobernable y que se necesita separar a los políticos del dinero, de los mercados en concreto, por el exceso de demandas publicas sociales y económicas. (9)
Esos dos datos nos da una idea de la mentalidad de Estados Unidos, país que es el origen, junto con la Escuela de Chicago, del neoliberalismo. Un pensamiento que nos pone en una tesitura: al irse al otro extremo, más el añadido de las nuevas tecnologías, el no pago de impuestos o la disminución de los impuestos, produce un desfase según en el cual tenemos al mundo financiero como una nube toxica funcionando por encima de la economía real y se produce la crisis. Por ello, para salir de la crisis hay que corregir esas medidas neoliberales.
Cinismo y desvergüenza
Iñaki: Término con esto, para seguir en esta dirección, que yo comparto. Lo que no tengo es una receta. Os cuento un último dato que vi en el mes de agosto el diario Le Monde. Había una noticia que me la guardé, porque me iba de vacaciones. Cuando volví de vacaciones la he vuelto a ver, y me pregunto cómo es posible que esto no haya dado la vuelta al mundo.
El 75% de los beneficios de las empresas de telecomunicaciones de los Estados Unidos están fuera de los Estados Unidos. Pero no es que estén fuera y un sagaz periodista ha descubierto ahora la ignominia. No, no. Es que están fuera y están negociando con Washington para decir que van a seguir fuera si no llegan a un acuerdo fiscal. Es un asunto público y están negociando con las autoridades de Washington si las traemos o no las traemos, según los impuestos que nos pongáis. Y si queréis, oye, mirad la cantidad de puestos de trabajos que podemos generar trayéndonos aquí la empresa.
Es decir que la situación que estamos contando se está viviendo en algunos planos con un cinismo y una desvergüenza que son verdaderamente escalofriantes. Que tengamos las dificultades que estamos teniendo en todo el mundo y que las grandes empresas de telecomunicaciones del mundo, así, por derecho, estén haciendo pública manifestación de esa situación, que no les va a compensar producir en Estados Unidos si no lleguen a un acuerdo financiero, me parece fuerte. Creo que este asunto puede ser suficientemente esclarecedor como dato, para saber en qué tipo de circo estamos metidos. Me voy a tener que marchar, porque se me escapa el tren.
Transcripción: José Antonio Romero Gómez-Pastrana
--0--

Iñaki, en un momento de su intervención
Notas

1) La reunión del G 20 tuvo lugar el 15 de noviembre de 2008 en Washington.

2) Inside Job, de Charles Ferguson, es un documental realizado en 2010 que narra la crisis finanxciera de 2008. Fue premiado en el Festival de Cannes de 2010. El narrador es el actor Matt Damon.

3) Cleptopía: Fabricantes de burbujas y vampiros financieros en la Era de la Estafa, de Matt Taibbi. Editorial Lengua Trapo.

4) Jérôme Kerviel, el exbroker de Societé Générale, fue condenado a cinco años de prisión firme y a pagar 4.900 millones de euros por daños y perjuicios por el Tribunal de Apelación de París,que le ha considerado culpable de infligir en 2008 unas pérdidas récord al banco en el que trabajaba. (El País). Leer más
5) Articulo de Joaquín Estefanía titulado El mayor rescate de la historia. El País, 29 de octubre de 2012. Leer más
6) Iñaki Gabilondo ha recibido el doctorado Honoris Causa de cuatro universidades: Universidad Rey Juan Carlos, el 26 de enero de 2007; en la Universidad de Valencia el 3 de febrero de 2012; en la Universidad de Lleida el 3 de marzo de 2012 y en la Universidad Internacional Menéndez Pelayo el 20 junio de 2012.

7) El número de muertos tras el atentado del 11-M de 2004 es de 191.Tres días después, en las elecciones generales del 14-M resultó ganador José Luis Rodríguez Zapatero.

8) Lewis Powell, abogado y luego juez de la Corte Suprema de EE UU, redactó en 1971 el memorándum que lleva su nombre, dirigido a un amigo de la Cámara de Comercio, alertando del peligro del comunismo y el fascismo y defendiendo la libre empresa

9) El francés Michel Crozier, el estadounidense Samuel J. Huntington y el japonés Joji Watanuki redactaron en 1975 un informe para la Comisión trilateral, en el que señalaban cuatro tendencias que provocaban disfunciones en el sistema democrático.

Enlace La presentación

Enlace al video de la conferencia

Enlace a la crónica de la conferencia

Enlace al album gráfico de la conferencia







No hay comentarios:

Publicar un comentario